Gracias por seguirme

lunes, 15 de enero de 2018

Un paragüero muy chic



Para empezar el nuevo año con vosotr@s, os traigo un nuevo trabajo de reciclado.
Un paragüero hecho con un macetero de madera y una vasija alta de metal.



Como os pasará a  muchas de vosotras, guardo y guardo muchos objetos que bien me voy encontrando, comprando o  simplemente se guardan "por si acaso".
Éste era el caso de este armazón de madera, que no se bien que habría sido ( pienso que un macetero donde encajaba un tiesto o maceta).
El caso que desde que lo vi, pensé que lo transformaría en un paragüero pero me faltaba el recipiente que encajara bien dentro y que tuviera la suficiente altura para contener los paraguas. Y así ha estado esperando meses y meses hasta que encontré lo que buscaba ( que no ha sido fácil por las medidas).

Como siempre ( propósito de este año) no hice fotos del antes, pero buscando por internet he encontrado unas imágenes para que os hagáis una idea aproximada.


Los materiales utilizados para el trabajo son éstos:


Además de éstos he utilizado servilletas y cola decoupage

Los pasos para el macetero:

Limpiarlo bien y lijar suavemente.
Una mano de imprimación todo terreno. Cuando seque dar un suave lijado.
Pintar todo el macetero combinando los colores. Como veis he pintado una pata de los dos colores   y las otras combinadas con lunares.         
Una vez todo seco he pasado otra vez la lija, insistiendo por zonas para hacer un ligero decapado.



Por los bordes he dado unos ligeros toques de la pintura  con una esponja.
Para terminar dos o tres manos de barniz, lijando suavemente entre mano y mano.

Para el recipiente de metal:

Dos manos de imprimación para metales.
Dos manos de pintura color coco en el interior.
dos manos de pintura color cacao para el exterior.
Una vez seco, pintar de color claro la zona donde va pegado el corazón de servilleta. Dejar secar y después pegar los varios recortes. Dejar secar y esponjear por todos los bordes de los corazones con el color cacao, con el fin de integrar la imagen.
Para terminar dos o tres manos de barniz, lijando suavemente entre mano y mano.







Cada vez  disfruto mas dando nueva vida a objetos y muebles. Como ha sido en  este caso y que ya lo están disfrutando sus dueños.


Si te animas con los tuyos o quieres aprender cómo se hace, te espero en mi taller con los nuevos cursos.

7 comentarios:

isabel vintage dijo...

Pero qué buena vista tuviste con ese pie! Desde luego era el soporte perfecto para un paragüero, pero eso hay que saber verlo.
Me encanta la decoración, los tonos, esas patitas combinadas... un trabajo de altura, Marisa, como no podía ser de otra forma viniendo de ti. Toda elegancia y buen gusto, es una maravilla ver la perfección de tus trabajos.
Un beso muy fuerte, cariño.

Dianet Quesada dijo...

Vaya cambio Isabel!
Eres una artista !!!!!!!!! te admiro y felicito por tan bonitos trabajos.
Me ha encantado.
un abrazo y muchas cosas buenas para este año y muchos proyectos para compartir
Tu amiga
Dianet de Parchesdeamor

EL RINCON DE CHELO dijo...

Te quedó monísimo!!!! bss

Lirtea dijo...

Te ha quedado precioso ademas de muy elegante los colores tan suaves que has utilizado y los adornos todo muy armonioso.Eres una gran maestra.
Besos

Rida dijo...

Me quedas un poco lejos para asistir a tus cursos, pero te seguiré, que me encantan tus trabajos. Un besazo.

Helena Martínez dijo...

¡Qué elegancia, madre mía! Está precioso!!
Muchos besos guapísima!! Helena

Chary Serrano dijo...

Marisa, hace tiempo que no pasaba por aquí.
Estoy renovando fotos de antiguas entradas del blog, que algunas se han borrado, y he leído uno de tus comentarios. Aquí estoy dispuesta a pasar un buen rato viendo las cosas tan bonitas que haces.
Besos